Corblock Calidad Concreta

Noticias

Mampostería reforzada con armadura distribuida (MRAD)

Mampostería reforzada con armadura distribuida (MRAD)
COMPARTIR

La utilización de bloques de hormigón portantes permite desarrollar diferentes tipos de muros capaces de soportar cargas los que, a su vez, combinados con elementos horizontales (losas), permiten distribuir adecuadamente los empujes laterales de viento o sismo.

La mampostería reforzada con armadura distribuida implica disponer de armaduras horizontales y verticales distribuidas en toda la superficie del muro, colocadas de tal manera que el acero y la mampostería trabajen en forma conjunta de manera similar a un tabique de hormigón armado.

Éste tipo de mampostería es sumamente racional, ya que se utilizan los huecos verticales de los bloques para colocar barras verticales y en bloques rebajados (bloques RC y UFD) es posible distribuir las barras de acero horizontalmente e inclusive armar vigas de bloques de hormigón.

A medida que se levantan las paredes, la armadura de refuerzo es colocada dentro de los huecos de los bloques los que, a su vez, son colados con hormigón de relleno, de manera que la mampostería, el hormigón de relleno y la armadura actúan de manera conjunta para resistir las cargas verticales y horizontales.

Respecto a otros sistemas de construcción tradicionales, la mampostería de bloques de hormigón permite obtener los siguientes beneficios:

  • Su coordinación modular, permite utilizar piezas premoldeadas enteras, sin adaptaciones en obra, con ahorro de tiempos, materiales, tareas, etc.
  • Reducción real de costos finales de la mampostería respecto a otros sistemas, entre un 15% y un 25%.
  • Menor cantidad de piezas por m2.
  • Menor cantidad de mortero de asiento por m2.
  • Mayor rendimiento de la mano de obra, debido a menor cantidad de piezas, y por lo tanto, de movimientos necesarios para construir 1 m2 de muro.
  • El sistema de Mampostería Reforzada necesita menor cantidad de volumen de hormigón y de hierros.
  • Al utilizar los bloques en su función estructural, no será necesario el uso de encofrados ni tiempos de espera para desencofrado al construir columnas y vigas, ya que los bloques hacen de encofrado perdido.
  • La Mampostería Reforzada simplifica el armado y atadura de las barras de acero, debido a que no es necesario colocar estribos alrededor de las barras verticales.
  • Los bloques de hormigón CORCEBLOCK son fabricados con equipos de alta tecnología mediante vibrocompresión. Gracias a su textura, color y terminación uniformes, permiten dejarlos a la vista, ahorrando en costos de material y mano de obra de revoques.
  • La resistencia y durabilidad del hormigón sumados al desperdicio casi nulo, gracias a su sistema de modulación, permiten programar y computar la obra con certeza.
  • Los bloques de hormigón poseen excelentes propiedades ignífugas.
  • La mampostería reforzada con armadura distribuida posee elevada resistencia a la compresión axial. Ésta propiedad hace que este sistema constructivo sea ampliamente utilizado en zonas sísmicas de todo el mundo.
  • Permite racionalización de las instalaciones sanitaria y eléctrica. Utilizando bloques de distinto espesor se logran “nichos” (entrantes y salientes en la pared), en donde se alojan las cañerías, sin necesidad de cortar los bloques, evitando mayor demanda de mano de obra y elevado desperdicio de materiales.
  • Posee flexibilidad de uso. Como sistema estructural y constructivo se pueden proyectar desde viviendas de interés social, hasta edificios en altura, industriales, comerciales, hoteleros, hospitalarios, educativos, etc.
  • Combinando diferentes piezas y aparejos, se logran obtener diferentes texturas y diseños variados.